Se terminó el verano y Mampato, el parque de la familia que ha entregado entretención por más de 43 años, quiso despedirlo al más puro estilo playero: con dinámicos shows de vendedores y salvavidas, regalos y los clásicos snack que se disfrutan en nuestro litoral: cuchufli, maní, palmeras, barquillos y mucho más, todo con el afán que las familias vivieran una tarde llena de entretención.

En la instancia, además se recibió a los invitados con collares de flores, dándoles la bienvenida para disfrutar del parque de diversiones con más historia de Chile, que destaca por sus juegos, inolvidables churros y papas tornado y su inigualable ambiente familiar.

Asimismo, los clásicos autitos chocadores, rueda de la fortuna y el tobogán, fueron los preferidos por las familias, quienes dieron la despedida al verano y la bienvenida del otoño de una manera entretenida y sin duda, inolvidable.