Una alimentación balanceada y el ejercicio son claves para mantener una vida saludable. Sin embargo, hay muchos mitos que circulan alrededor de la capacidad de la mujer para realizar  actividad intensa de forma constante durante el ciclo menstrual.

El período existe, sí; y todas las mujeres conviven con él. Pero en lugar de entenderlo como una limitante, muchas mujeres lo naturalizan y lo atraviesan “sin detenerse”, sin poner pausa a sus múltiples actividades, desafiando sus objetivos, sin pensar en fechas o momentos del mes.

Es por esto que, en esta oportunidad, comentaremos los beneficios de realizar actividad física durante el ciclo menstrual:

  • El síndrome premenstrual abarca varios síntomas, muy conocidos por la mayoría de las mujeres como cefaleas, cólico en el bajo vientre y baja presión, entre otros; y una receta no muy conocida para disminuir estas molestias es incrementar la actividad física y el ejercicio.
  • Ejercitarse libera endorfinas, neurotransmisores que minimizan la sensación de estrés y mejoran el ánimo, calman el dolor, la inflamación y el malestar en general.
  • Durante el período premenstrual es recomendable el ejercicio aeróbico, como correr, nadar, andar en bicicleta o salir a andar en patines. Estas actividades mejoran la fuerza muscular, en particular los músculos respiratorios y el corazón, lo que beneficia directamente la circulación sanguínea, la tensión arterial y la salud mental. 
  • A su vez, este tipo de actividades son beneficiosas para prevenir la retención de líquidos y mejorar el hábito intestinal.
  • Otras actividades complementarias recomendadas durante el ciclo son yoga, meditación y pilates, ya que mejoran el estado de ánimo y la química del cuerpo, regulando hormonas, favoreciendo la postura y reduciendo dolores lumbares o de abdomen. Además, estas disciplinas aumentan el nivel de confianza y mejoran la percepción corporal, permiten dormir mejor y pueden incrementar las horas de sueño y descanso efectivo.
  • Una recomendación importante para tener en cuenta es la hidratación constante que es primordial y, al finalizar, realizar una elongación general a conciencia, para así evitar calambres o lesiones musculares.

Kotex Sport con su completa línea de toallas, protectores diarios y tampones, incentiva a que no te detengas, a que te sientas segura y cómoda para continuar con tu entrenamiento sin pensar en el período.

 

Dra. Sandra Miasnik

Médica Ginecóloga especialista Kotex

 

 

Aunque va a depender de cada mujer y del momento que está experimentando, hay ciertos elementos comunes que se presentan en este proceso tanto en el aspecto físico, como emocional, conductual y social. El psicólogo de Clínica Santa María, Patricio Elgueta, relata cuáles son los cambios que se presentan en cada fase.

Ser madre es una de las experiencias más importantes por las que puede pasar una mujer, pero a la vez una de las más difíciles, ya que debe enfrentarse a la responsabilidad de cuidar a otra persona, ayudándola a crecer, aprender y desarrollarse. “La llegada de un hijo, es uno de los momentos más significativos tanto para la mamá, como para su pareja y entorno social, siendo una gran oportunidad de desarrollo y crecimiento para todos”, explica el psicólogo de Clínica Santa María, Patricio Elgueta.

Pero los cambios psicológicos en la mujer no sólo ocurren una vez que el niño nace, sino que también durante la etapa de embarazo, donde se presentan una gran cantidad de experiencias nuevas, las cuales se van a vivir de distinta forma, dependiendo de cada caso. “Cuando los hijos son buscados, las alteraciones ya se han iniciado una vez que la madre ha tomado la decisión de tenerlo, mientras que si el embarazo es inesperado, la mujer va a hacer frente a nuevas emociones y pensamientos en relación a las consecuencias de hacerse cargo de otra vida, los que serán positivos si no hay conflictos anteriores”, manifiesta.

El experto detalla que, durante el embarazo, los cambios serán amplios y profundos, afectando a toda la existencia de la mujer hasta consolidar una nueva identidad en la que ya no será más ella sola en el mundo, sino que será ella y su hijo.

Elementos comunes de cambio

El proceso de tener un hijo, afecta a todas las dimensiones experienciales de la vida de la mujer, desde cambios en el cuerpo, emociones, pensamientos y conductas, hasta lo social y laboral, las que podrán crear una experiencia positiva o negativa, dependiendo de las condiciones y el desarrollo de la mujer.

“La madre primeriza tendrá una apreciación distinta que la que ya tiene niños, pero si ha resuelto satisfactoriamente sus etapas de desarrollo anteriores, logrando una identidad y autonomía, enfrentará en buenas condiciones su embarazo y las tareas que deberá resolver con su pareja, familia y los grupos sociales en los que participa”, enfatiza el psicólogo.

Otro aspecto muy importante en la construcción de la relación entre ambos será la capacidad de la mamá de identificarse y, a la vez, diferenciarse de su hijo en la relación que establecen desde el mismo embarazo. “Este acto es simultáneo y debe fluir sin mayores conflictos en ambas personas. En términos concretos, el niño no es de la madre ni es como ella, es un sujeto único e irrepetible, que porta rasgos de ambos progenitores los cuales no se evidenciarán definitivamente hasta que alcance la adultez. De hecho, de esto resultará la normal adquisición de autonomía que requieren los hijos para desarrollarse y convertirse en sujetos autovalentes, sanos y productivos para sí mismos y para el mundo que los rodea”, explica el experto.

“En cuanto a la ansiedad, las nuevas cosas que debe enfrentar a diario hacen que la madre aprenda a manejarla. Por último, también sufrirá alteraciones en la capacidad de organizarse y responder a las nuevas demandas que le imponen sus cambios y los de su guagua a lo largo de los años”, añade Patricio Elgueta.

Cambios en cada trimestre del embarazo

A lo largo de los nueve meses, el experto explica que las alteraciones siguen algunos patrones habituales pero siempre hay excepciones y variaciones en la intensidad con que son percibidos.

  • Primer trimestre: En este período, los cambios son mayormente emocionales y cognitivos, ya que aunque el hijo sea esperado, la mujer suele invertir tiempo en corroborar y adaptarse a la idea de que está embarazada. Sentimientos como ansiedad e incertidumbre van a presentarse tanto por el miedo a perder al niño como por las tareas que deberá emprender una vez que nazca. En cuanto a lo físico, van a haber muchas modificaciones imperceptibles para la mujer hasta molestias como náuseas, vómitos, entre otras. 
  • Segundo trimestre: Durante esta etapa, lo más evidente serán los cambios en el cuerpo de la mujer, por ejemplo, el aumento abdominal y más tarde los primeros movimientos fetales, lo que también generará incertidumbre en la madre. Además, comienza a vivir en un estado de mayor ensimismamiento, ya que concentra su atención en la actividad de la guagua y a adaptarse a la idea de que realmente hay una vida en su cuerpo. También se tornará más calma, sensible y emocionalmente perceptiva, cambiando algunos ciclos de actividad y descanso, alimentación y sueño. 
  • Tercer trimestre: En los últimos meses, la mujer estará cansada y tendrá una necesidad imperiosa de tener el hijo para tocarlo, mirarlo, olerlo, escucharlo y sentirlo, aunque también comienza a tener una mayor energía para enfrentar ese momento. Cómo ya ha vivido la mayor parte del proceso, se encuentra más relajada con ella misma y con el mundo, logrando una mejor comprensión de los cambios y su sentido, conversando con otras madres y buscando respuestas a sus dudas.

 

El desprendimiento de retina es un trastorno ocular grave que casi siempre lleva a la ceguera si no se trata rápidamente. Expertos recomiendan un rápido diagnóstico y tratamiento para evitar consecuencias permanentes.

Según cuenta el Dr. Jorge Villalba, Retinólogo de Clínica Oftalmológica Providencia, la retina es la capa más interna del ojo, una delicada membrana con células sensibles a la luz y vasos sanguíneos que la nutren. La retina convierte los rayos de luz en impulsos eléctricos que viajan a través del nervio óptico hacia el cerebro, donde se interpretan como las imágenes que vemos.

Esta membrana tapiza el interior del ojo como lo hace un empapelado en las paredes de una habitación. El interior de esa habitación está ocupado por una gelatina transparente que se denomina cuerpo o humor vítreo, compuesto principalmente de agua (hasta en un 95%) y el resto por ácido hialurónico y colágeno insoluble.

El Desprendimiento de Retina produce acumulación de líquido entre la capa interna y externa de la membrana que cubre la retina, lo que lleva a que la retina desprendida no pueda funcionar ni nutrirse adecuadamente.

El desprendimiento de retina ocurre por inflamaciones graves, altos miopes, traumatismos, retinopatía diabética, complicaciones de cirugías previas, entre otras. Asimismo, quienes la han sufrido con anterioridad corren riesgo de volver a tenerla.

El Dr. Villalba indica los síntomas de esta patología:

Aparición súbita de cuerpos flotantes. 

Aparición de sombras en el campo visual. 

Visión borrosa.

Sensación de luces intermitentes, entre otros.

Para los desgarros, agujeros o desprendimiento de la retina el único tratamiento es quirúrgico. (Cirugía de Desprendimiento de Retina, Vitrectomía).

Asi que ya sabe, si sufre alguno de estos síntomas, no dude y visite de inmediato a un experto retinólogo, para no sufrir con consecuencias que pueden ser permanentes en algo tan vital como lo es nuestra visión.

 

Este simple hábito es una de las mejores formas de detener la propagación de gérmenes y reduce de manera efectiva el riesgo de la enfermedad mano-pie-boca en hasta el 60% de los niños. 

De acuerdo al último reporte Hygiene Matters de Essity, las mujeres se lavan las manos con más frecuencia que los hombres.

En octubre, se celebra el Día Internacional del Lavado de Manos, un acto de higiene tan simple, pero al mismo tiempo muy importante para prevenir la propagación de infecciones, y un hábito que no todos tendrían incorporado a su rutina diaria. Consciente de su relevancia y como empresa internacional líder en productos de higiene y salud, Essity realiza un trabajo permanente de educación a nivel mundial para que todas las personas, tanto en el colegio como en el trabajo y dentro o fuera de la casa, mantengan sus manos limpias.           

De acuerdo a las estadísticas que maneja Essity, tal es la importancia de lavarse las manos que el 20% de las infecciones respiratorias, incluyendo el resfrío común, puede prevenirse a través de esta práctica. Además, los buenos hábitos de higiene han demostrado que reducen de manera efectiva el riesgo de la enfermedad mano-pie-boca en hasta el 60% de los niños. Por otra parte, una de cada diez personas a nivel global sufre cada año enfermedades causadas por alimentos, muchas veces vinculadas a la preparación de comida con higiene deficiente de manos.           

Además, en su último reporte Hygiene Matters (La Higiene Importa), que lleva a cabo Essity anualmente desde 2008 para crear conciencia sobre la relación entre la higiene, la salud y el bienestar, se estableció que las mujeres se lavan las manos alrededor de 9,5 veces al día, en comparación a 7,6 veces en el caso de los hombres. Adicionalmente, el 83% de las mujeres realiza este acto después de ir al baño, mientras que solo el 74% de los hombres lo hace.

En el reporte, también se encontró que el 85% de los encuestados asegura que se lava las manos con suficiente frecuencia, aunque el 71% dice que los demás no lo hacen lo suficiente.

Respecto de las técnicas de lavado de manos, la empresa resalta asimismo que los gérmenes se pueden encontrar en toda la superficie de las manos, especialmente debajo de las uñas. “Cuatro áreas que la gente suele olvidar lavar son las yemas de los dedos, los pulgares, la parte posterior de las manos y las muñecas”, afirma la compañía especialista en higiene y salud.

Entonces, la recomendación es lavarse las manos siempre con agua tibia y jabón durante, al menos, 20 a 30 segundos, y en toda la superficie, sin olvidar los pulgares, enjuagarlas y secarlas bien con una toalla de papel.

 

¿Te despiertas por la mañana con mucho dolor y terriblemente agotada y rígida? Ésa es una de las señales más clásica de la fibromialgia. Esta enfermedad de origen psicosomático afecta principalmente a mujeres en edad adulta y se estima que cerca del uno o dos por ciento de la población chilena la padece.

La Corporación de Fibromialgia de Chile la define como una enfermedad crónica caracterizada por dolor músculo esquelético generalizado y fatiga, con una exagerada hipersensibilidad en múltiples puntos definidos, sin alteraciones orgánicas demostrables.

“La fibromialgia es una enfermedad psicosomática, es decir que aunque tiene un diagnóstico y tratamiento médico, su origen es psicológico, apuntando a un conflicto emocional. Es una enfermedad reumatológica y uno de los síntomas más importantes es el dolor crónico. Por ello, la fibromialgia es una enfermedad que genera un deterioro importante en la vida de las personas, mayoritariamente femenina de edad adulta, donde hay dolor en diferentes zonas del cuerpo. Es una enfermedad real, no es una hipocondría, pero no existe una causa orgánica que la produzca o la explique en su totalidad. Son enfermedades que afectan el cuerpo, lo físico, pero que tienen un origen en lo psicológico”, explica Alejandra Rodríguez, docente de la carrera de Psicología de la Universidad del Pacífico, y directora del Centro del Dolor de Chile

Entre los síntomas más representativos están los dolores musculares en áreas como cuello, hombros, espalda, caderas y extremidades, además de trastornos de sueño y síntomas ansiosos que persisten por más de tres meses. Pero, ¿cómo se diagnostica?

La fibromialgia es un diagnóstico complejo porque generalmente se confunde con otras patologías como artritis y reumatismo. El diagnóstico básicamente es clínico, lo que consiste en que el doctor presiona de manera moderada con su pulgar los 18 puntos específicos del cuerpo, y si en 11 puntos hay dolor, entonces se diagnostica fibromialgia. Otro de los síntomas muy frecuentes es que las personas despiertan en la mañana con mucho dolor, muy agotadas, rígidas y tensionadas, ya que su dormir no es placentero ni reponedor y, en la medida que van haciendo ejercicio, moviéndose en el día, se van sintiendo mucho mejor”, describe Rodríguez.

La experta, asegura que hay casos tan graves de esta enfermedad crónica que las personas pueden llegar a terminar postradas, porque la rigidez es máxima.

Causas: Personalidad sobreexigente y traumas del pasado

Según varios estudios, del 40 al 70% de los pacientes que padecen Fibromialgia también sufren del Síndrome del Intestino Irritable (más conocido como Colon Irritable). ¿Por qué? La causa es que el origen de estas enfermedades está en lo psicológico y en la predisposición en términos de la personalidad.

“La literatura es bien contundente en precisar que existe una personalidad a la base de la fibromialgia, pero no hay evidencia científica porque la personalidad es un factor muy complejo. Hay un consenso teórico que existiría una personalidad más vulnerable a las enfermedades psicosomáticas, la denominada ‘personalidad sobreadaptada’, término que acuñó el psicoanalista argentino David Liberman”, apunta la docente de Psicología de la U. del Pacífico.

Según la especialista, las características principales que presentan quienes tienen una “personalidad sobreadaptada” son la disociación mente-cuerpo, ya que son incapaces de elaborar las emociones en lo mental directamente y por ello lo hacen en el cuerpo, produciendo el ‘misterioso salto de lo mental a lo somático’; alexitimia, que es la dificultad para verbalizar las emociones, por lo que no descargan la energía de las emociones, ni por la vía verbal ni conductual, y terminan descargándolo en el área somática; y la sobreexigencia, ya que al tener problemas para poner límites, son personas poco asertivas y están pendientes de los otros más que de ellas.

Generalmente son personas que se ven cuerdas, normales, pero se sobreexigen tanto que el cuerpo se empieza a enfermar, más que la mente; de hecho, son personas que no tienen depresiones clínicas, pero el cuerpo les pasa la cuenta. Son personalidades orientadas al deber ser, personas que manejan mal el estrés, híper responsables, muy perfeccionistas y muy abocadas a su trabajo, entre otras características”, indica Alejandra Rodríguez, Magíster en Psicología Clínica.

Otro de los indicadores que predispondrían a una persona a padecer de fibromialgia es que haya tenido una experiencia traumática en la infancia. “El trauma explicaría que hay un efecto de sumatoria del dolor, porque en cualquier persona que no tenga el trauma frente a un estímulo doloroso éste cesa y su mente lo olvida, pero en cambio en los pacientes, producto del trauma, quedaría como una fijación de ese recuerdo y se van sumando otros. Hoy hay evidencia de que el estrés postraumático tiene estrecha relación con el dolor crónico. Si tú has tenido experiencias traumáticas no elaboradas en tu pasado es más probable que un dolor se cronifique”, apunta la especialista.

¿Cómo se trata la fibromialgia? Como sus síntomas se manifiestan a nivel físico muscular, sus remedios suelen ser paliativos, como antinflamatorios. Sin embargo, es importante tratar la base del problema: lo psicológico.

“Desde el punto de vista psicológico sería ideal una psicoterapia para tratar las dificultades que tiene el paciente para manejar mejor el estrés y las emociones. También se recomienda realizar trabajos corporales, es decir, tratar de hacer una actividad que lleve a la persona a entrar en contacto con su cuerpo, como tai chi, yoga, meditación, etc. Hay que entender que la fibromialgia es una enfermedad crónica, que no se cura, pero se pueden disminuir los síntomas y mejorar la calidad de vida. Una enfermedad psicosomática tiene que trabajarse desde lo multidisciplinar, médico, psicológico y kinésico”, concluye Alejandra Rodríguez, docente de la carrera de Psicología de la Universidad del Pacífico

 

Los Exosomas Mesenquimales son actualmente la terapia regenerativa más intensa y rápida en obtener beneficios clínicos en el paciente, siendo además el tratamiento de recuperación celular más seguro, razón por lo cual es cada vez más utilizado en los principales centros de Europa y Asia, hoy se aplica en Concepción.

El tratamiento convencional contra el cáncer resulta muy invasivo y agresivo sobre nuestro cuerpo, la aplicación de cirugías radicales, radioterapias y quimioterapias si bien tienen la misión de destruir lo más rápido posible la mayor cantidad de células tumorales, es sabido que pasan a llevar células del cuerpo, especialmente aquellas que se multiplican rápidamente para reemplazar las miles que perdemos cada día, regenerando así nuestras funciones metabólicas.

Esta pérdida secundaria de células no tumorales a causa de los tratamientos convencionales produce variados síntomas a corto y/o largo plazo, que frecuentemente se confunden con los mismos producidos por el cáncer. Muchos de estos síntomas no logran ser adecuadamente controlados por medicamentos, lo cual sumado al deterioro producido por el mismo cáncer, perjudican notablemente la calidad de vida del paciente.

RECUPERACIÓN METABÓLICA

El Dr. Ramón Gutiérrez, médico patólogo, CEO de Biogenética Internacional y fundador de la Clínica ReCell que funciona en Concepción, cuenta que para estos casos de efectos adversos, que hoy se cuenta con avanzado y seguro tratamiento de recuperación metabólica llamado “Exosomas Mesenquimales” añadiendo que los Exosomas son producidos por múltiples células de nuestro cuerpo y corresponden a microesferas de material genético que es absorbido por células defectuosas o dañadas, recuperando así la información molecular faltante para recuperar su función celular normal.

“Los Exosomas Mesenquimales, son actualmente la terapia regenerativa más intensa y rápida en obtener beneficios clínicos en el paciente, siendo además el tratamiento de recuperación celular más seguro, razón por lo cual es cada vez más utilizado en los principales centros de Europa y Asia, que son quienes lideran a nivel mundial los estudios de medicina molecular, su aplicación es simple, vía intramuscular o en suero endovenoso, en sesiones ambulatorias, sin necesidad de hospitalización, siendo muy importante seleccionar la fuente u origen de células para extraer estos Exosomas, en una combinación que muchas veces cambia según el tipo de tumor del paciente” señala el Dr. Gutiérrez.

EFECTOS Y BENEFICIOS EXOSOMAS MESENQUIMALES:

- Reducción de la toxicidad sobre tejido nervioso y cardíaco. 
- Fortalecimiento de médula osea para renovar células sanguíneas, con lo cual aumenta las defensas inmunológicas, disminuyendo rangos de anemia o falta de plaquetas 
- La recuperación del daño celular en el tubo digestivo, con lo cual mejora la absorción de nutrientes del pacientes, reduciendo su pérdida de peso 
- La reducción de casos de infertilidad

CONCEPCIÓN A LA VANGUARDIA DE LA LUCHA CONTRA EL CÁNCER

La VIII región se encuentra a la vanguardia en tratamientos combatir el cáncer y los efectos de sus tratamientos, el Dr. Ramón Gutiérrez fundador de la Clínica ReCell señala “Todos efectos regenerativos, y otros más, mejoran la calidad de vida del paciente, aumentan su expectativa de vida, aumentan la respuesta favorable la tratamiento de quimio y radio y son absolutamente potenciados por la avanzada INMUNOTERAPIA, el nuevo tratamiento anti tumoral, único en fortalecer las defensas inmunológicas del paciente y entregar memoria molecular, es decir, que persiste a lo largo de los años, para evitar recaídas”.

En Concepción, estos tratamientos se encuentran disponibles en Centro ReCell (www.recell.cl) en Pedro de Valdivia 1093, donde sus protocolos han obtenido rápido reconocimiento y ya se encuentran en fase de expansión a otros países, mediante cursos, convenios de distribución y alianzas estratégicas con redes clínicas.

 

Se dice que la osteoporosis es una enfermedad silenciosa, ya que no presenta síntomas o molestias hasta que ocurre una fractura de huesos. Con la finalidad de crear conciencia sobre cómo prevenir y tratar este mal, cada 20 de octubre se celebra el Día Mundial de la Osteoporosis.

La osteoporosis es una enfermedad ósea crónica, que se caracteriza por la baja de masa ósea y la disminución del tejido óseo. Esta fragilidad tiene como consecuencia una mayor probabilidad de sufrir fracturas de todo tipo y particularmente fracturas de cadera, cuya incidencia aumenta con la edad, afectando el 90 por ciento de las veces a mayores de 50 años, en un 80 por ciento a mujeres y con una tasa de mortalidad a un año de entre 15 y 20 por ciento.

Es por ello que conocer este tipo de patología y los elementos que son clave para su prevención es fundamental para evitarla. En este contexto, las áreas que abordan la enfermedad son variadas, entre ellas la nutrición.

Está muy documentada la relación que existe entre la adecuada nutrición del calcio y el fósforo y sus resultados sobre la mineralización ósea y las patologías asociadas a déficit de estos nutrientes. Es así como en poblaciones en donde el consumo de calcio a través del ciclo vital es bajo, debido a causas múltiples como dietas carentes, sedentarismo, consumo de tabaco y alcohol, y baja exposición al sol –responsable de transformar colesterol de la piel en vitamina D activa que favorece la absorción del calcio–, la prevalencia de osteoporosis es mayor y sus resultados en salud muy nefastos para la sociedad en su conjunto”, señala el docente de la carrera de Nutrición y Dietética de la Universidad del Pacífico, Juan José Rojas.

Dentro de las recomendaciones para prevenir la osteoporosis está el consumo de buenas fuentes alimentarias de calcio y fósforo, entre los que se encuentran los productos lácteos, como la leche, el yogurt y los quesos. “Este tema ha sido motivo de enorme controversia debido al mensaje construido que da cuenta de la inconveniencia orgánica de consumir lácteos por múltiples razones. Sin embargo, la evidencia científica ha mostrado consistentemente que el consumo de calcio y fósforo en etapas clave de la vida hacen posible disminuir la ocurrencia de patologías nutricionales del hueso, entre ellas, la osteoporosis”, aclara el nutricionista.

De este modo, la Organización Mundial de la Salud (OMS) promueve el consumo de dos porciones de productos lácteos descremados al día en grupos de niños y adolescentes, y un aumento a tres lácteos en mujeres gestantes, nodrizas y post menopaúsicas, por el riesgo aumentado de presentar estas deficiencias. “El adecuado consumo de estos minerales, sumado a un buen nivel de actividad física y el no fumar, se asocian a efectos muy benéficos en la mineralización de nuestros huesos”, insiste el especialista de la Universidad del Pacífico.

Algo poco conocido pero sumamente importante es que el excesivo consumo de bebidas gaseosas puede colaborar a la descalcificación de los huesos. Algo de debería preocuparnos, ya que se estima que los chilenos somos los segundos consumidores de bebidas de fantasía en el mundo después de México.

“Para mantener la mineralización de los huesos es fundamental mantener la relación orgánica del calcio y el fósforo que circula en el plasma, donde la relación ideal es de 2:1. Es decir, por cada dos moléculas de calcio debe haber una de fósforo circulando. Si se pierde esta relación y hay una mayor cantidad de fósforo circulante, nuestro organismo obtendrá el calcio que está reservado en los huesos para compensar y equilibrar esta relación. Y si se consumen grandes cantidades de bebidas de fantasía, ricas en fósforo (en especial la bebidas cola), se aumenta considerablemente el riesgo de desmineralizar los huesos por pérdida de calcio y eso es lo ocurre lamentablemente hoy en la población en general, en donde se observa un bajo consumo de lácteos y un elevado consumo de bebidas”, plantea el profesional.

Por lo mismo, Juan José Rojas indica que los productos lácteos, ricos en calcio y fósforo, deben consumirse durante toda la vida. “Con especial atención en la etapa de infancia, adolescencia y períodos como la gestación, lactancia materna y climaterio o menopausia. Ciertamente el gasto nutricional que involucra la gestación y la lactancia, sumado a la caída de la los estrógenos en la etapa del climaterio y el aumento de la malnutrición por exceso, hacen que las mujeres sean el principal grupo de riesgo poblacional”, explica.

Lo mismo aplica para quienes son intolerantes a la lactosa. “Existe en el mercado una gama importante de productos alimentarios derivados de los lácteos a los que se les ha extraído este hidrato de carbono, por lo que estarían indicados en este tipo de trastornos, como por ejemplo leche, quesos y yogures sin lactosa”, agrega el docente de la U. del Pacífico.

Con osteoporosis

Una vez que se declara la enfermedad, una correcta alimentación también es de gran ayuda. “Es preciso mantener el consumo de alimentos ricos en calcio y fósforo, es decir, lácteos bajos en grasa y una adecuada actividad física diaria. Es más, el programa nacional de alimentación complementaria entrega un producto lácteo a nuestros adultos mayores que ha sido fortificado con estos minerales, por lo que su consumo contribuye también a disminuir la pérdida de estos minerales de la matriz ósea”, señala Juan José Rojas.

Respecto al uso de suplementos alimenticios, el académico indica que su efectividad es motivo de constante discusión. “La información nutricional disponible y asumida por la comunidad científica y profesional es que los minerales, como todos los nutrientes, presentan mayor bio disponibilidad, es decir, son mejor utilizados por nuestro organismo en su forma natural. Tampoco hay que olvidar que los suplementos tienen componentes químicos que pueden ser potencialmente dañinos para las personas”, finaliza el docente de Nutrición y Dietética de la Universidad del Pacífico.

 

De acuerdo a la Dirección Metereológica de Chile, en los próximos meses se presentaría un aumento en las temperaturas máximas en la zona central del país. En este contexto y cuando muchos “desempolvan” sus zapatillas para hacer deporte al aire libre, es bueno saber de los resguardos de la práctica deportiva con mucho calor. 

Con el clima primaveral, salir a correr o practicar ejercicio al aire libre es bastante más atractivo que en pleno invierno. Sin embargo, el panorama se comienza a complicar cuando empiezan a dispararse las temperaturas y sudar bajo un sol radiante puede ser doblemente agotador.¿Será bueno practicar deporte cuando hace mucho calor?

“Sí, siempre y cuando se tomen en consideración los siguientes aspectos: una hidratación constante cada 20 minutos, antes, durante y después de la actividad; y evitar exponerse al sol en horarios peak de temperaturas, es decir, la actividad física debe realizarse de preferencia por las mañanas y tardes, evitando los horarios entre las 12:00 y las 16:00 horas”, apunta el docente de Técnico Deportivo de la Universidad del PacíficoVíctor Abarca Muñoz.

Aunque el gimnasio es una buena opción en días de altas temperaturas, las sombras de un parque pueden servir para quienes disfrutan con el ejercicio al aire libre.

Hoy en día el uso de parques que tengan un gran espacio de sombra permiten mejorar la práctica de actividad física, pudiendo centrar la atención en la misma práctica y no en factores externos, como la exposición directa al sol, la deshidratación y la sensación de temperatura elevada. Por otro lado, existen factores a tener en cuenta  asociados al ambiente, como radiación UV, quemaduras por exposición al sol, contaminación y piel seca, entre otros. Bajo estas condiciones se recomienda en lo posible realizar actividades indoor”, asegura el especialista de la U. del Pacífico.

Si decides practicar deporte bajo altas temperaturas esta primavera, no olvides llevar tu botella de agua, la planificación de ejercicios a la vista y un buen bloqueador solar. Si no sigues las recomendaciones, podrías terminar con calambres y con deshidratación.

Es fundamental mantener una hidratación constante durante 20 minutos antes, durante y después de la actividad, hacer ejercicios en horarios donde la temperatura no es tan elevadautilizar protección solar y accesorios deportivos que permitan un cuidado de la piel y, por sobre todo, mantener la planificación de las rutinas de entrenamiento a la mano, recordando que toda actividad física para que tenga resultados debe orientarse a un objetivo particular, ser sistemática y ordenada”, apunta Abarca.

¿Qué puede ocurrir si haces deporte de alta intensidad en un ambiente muy caluroso?“Existen diversas manifestaciones corporales, entendiendo que cada vez que lo hacemos incrementamos momentáneamente la temperatura corporal y presión sanguínea, exigiendo al cuerpo mantenerse en equilibrio mediante la sudoración y oxigenación. Por ello, no debe dejarse de lado una correcta hidratación o el uso de bebidas deportivas para ayudar a la rápida hidratación. Las consecuencias más típicas de no seguir estas indicaciones son los calambres y la deshidratación”, dice el experto.

Principales riesgos

Según el docente de Técnico Deportivo de la Universidad del Pacífico, Víctor Abarca Muñoz, practicar deporte a altas temperaturas y sin tomar las precauciones indicadas puede causar graves malestares, entre los que se encuentran:

Síncope por calor:Se caracteriza por una sensación de mareo o desmayo, acompañada por fatiga extrema, jadeo, vómitos, vértigo, piel fría y húmeda, y pulso débil y rápido.

Agotamiento por calor:Se produce cuando se practica ejercicio considerando una media de 30°C, generando dolor de cabeza, debilidad y piel fría.

Golpes de Calor:Son generados mayormente por incremento de la temperatura sobre los 40°C e incluye un riesgo mortal, manifestado con síntomas de confusión, irritabilidad, alteraciones del ritmo cardiaco, problemas visuales y fatiga.