Editorial Trayecto Comunicaciones se complace en presentar un nuevo libro, totalmente novedoso para la literatura nacional: Relatos de una Wedding Planer, historias de matrimonios escritas de puño y letra de la organizadora de los mismos.

Tras 19 años en el rubro de organizar matrimonios, Soledad Provens pasó de soñar a atreverse a escribir un libro con todos los acontecimientos y anécdotas que ha vivido durante todo este tiempo. Página tras página se encuentran historias clásicas de amor, desamor, esperanza, tristeza, cuentos de hadas y cómo no, muchas anécdotas.

Es un texto muy entretenido, ágil y que te emociona”, asegura Felipe Briones, director de Editorial Trayecto, empresa que ya ha editado varios títulos de diversa índole, con muy buena acogida por el público lector. “Desde que Constanza (hija de Soledad, quién se dedicó a escribir las historias) nos mandó el primer capítulo, supe que teníamos algo interesante, distinto y muy entretenido”, añade.   

En tanto, Soledad Provens, autora de Relatos de una Wedding Planner, señala que disfrutó recopilar las anécdotas para su primera novela, desempolvando carpetas por años guardadas: “Desde pequeña soñé con escribir un libro y hace 19 años decidí que éste debía girar en torno al amor. Hoy, tras casi dos décadas dedicadas al rubro de los matrimonios, logré revivir cada uno de esos casos a través de estos relatos que lograron enamorarme de la que hoy es mi profesión, ser Wedding Planner”, sostiene.

“Relatos de una Wedding Planner” lo podrás encontrar en las mejores librerías del país, como Feria Chilena del Libro, Antártica y Qué Leo. También en el sitio web de la editorial http://www.trayecto.cl/site/editorial/

 

La marca global de deportes se une a la diseñadora de zapatos británica para una fantástica línea de ropa y zapatillas.

La marca global de deportes PUMA junto a la diseñadora Sophia Webster anuncian su alianza colaborativa que, inspirada en la danza, presenta una colección de zapatillas, ropa y accesorios que debuta esta primavera en Chile.

Adam Petrick, director global de Marketing PUMA, dice sobre la colaboración que, estamos muy contentos de poder hacer una alianza con la talentosa señorita Webster para esta nueva colección. PUMA tiene una larga historia de colaboraciones con conocidos creativos que dan vida y una nueva profundidad a sus productos ligados al sportstyle. Esta colección definitivamente sigue esa tradición y les da un giro lúdico a algunas de nuestras piezas icónicas”. 

Sophia Webster comenta: “seguido a mi amor por el diseño, viene mi amor por la danza. La oportunidad de colaborar con PUMA me dio la posibilidad de juntar estas dos pasiones. Ha sido un proceso emocionante aprovechando el expertise de los técnicos de PUMA y de sus especialistas en telas. Esto me permitió llevar mi estética al nuevo mundo millenial.”

El primer drop de la colección PUMA x Sophia Webster ya está en tiendas PUMA Parque Arauco y PUMA Costanera Center.

#PUMAxSophiaWebster

 

 

La lactancia materna tiene propiedades fundamentales para la formación del recién nacido, es por ello que lo natural sería proporcionar al infante este sustento desde su nacimiento, sin embargo, con el correr de los años y el ritmo de vida cada día más acelerado, amamantar se ha convertido en una opción.

La leche que produce de forma natural el ser humano, es la mejor opción para alimentar a un bebé, ya que contiene proteínas, azúcares, minerales, vitaminas, entre otros nutrientes, que proporcionan al organismo inmunidad frente a diferentes agentes infecciosos. Además, este alimento que produce la madre es especial para cada uno de los niños o niñas que son amamantados.

A pesar de ser una práctica esencial e instintiva, para Jessica Noack, jefe de carrera de la Escuela de Enfermería de la Universidad Santo Tomás, actualmente la lactancia materna “se considera un impedimento para el desarrollo profesional, visión que se origina porque se ha perdido la posibilidad de vivir en comunidad y, a su vez, las redes de apoyo han desparecido. Es así como muchas mujeres se embarcan solas en la experiencia de la maternidad y en ese escenario es difícil experimentar lo básico y ancestral que es amamantar a nuestros hijos”.

Además, Noack explica que otro gran factor que desincentiva a la madre a dar leche, consiste en que “culturalmente, existe una serie de mitos asociados que tensionan la posibilidad de llevar a cabo el proceso de lactancia, como por ejemplo, que sólo algunas mujeres pueden dar pecho, que la leche de algunas es “muy delgada” y no aporta los nutrientes necesarios o que los bebés necesitan relleno para dormir mejor”.

Para Ana María Acuña, jefa de carrera de Psicología de la Universidad Santo Tomás, la lactancia materna “no asegura pero si favorece la conformación de un apego seguro con el niño, en tanto la madre está más disponible para satisfacer oportunamente sus necesidades nutricionales y afectivas”.

Pero los beneficios de la lactancia materna no terminan ahí, ya que al amamantar el útero de la madre se retrae, se recuperan las mamas y hasta se favorece la recuperación del peso de la madre.

Sin duda, amamantar es un proceso que beneficia tanto al bebé como a la madre, sin embargo, la pregunta que surge es ¿qué hacemos como sociedad para favorecer este proceso? si la lactancia materna prolongada es tan favorable para el desarrollo de los niños ¿por qué nos empeñamos en tensionarla? Aún es común ver en lugares públicos cómo las mujeres deben aplazar el amamantamiento para no incomodar al que mira extrañado o de manera morbosa. Más aún, cuando la lactancia se sostiene por sobre el año de vida del niño, se criminaliza el acto de amamantar, mientras se acepta el llenar las mamaderas con bebidas gaseosas o jugos azucarados.

 

Estar en forma y saludables es una tarea que a las chilenas les resulta difícil. Es más, según el estudio de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura de este 2017, el 32% de las mujeres chilenas mayores de 18 años presentan obesidad, liderando el índice a nivel Sudamericano.

Dado el nivel de consecuencias negativas que puede traer esta enfermedad a nuestro cuerpo, hay un gran porcentaje que decide llevar un estilo de vida más saludable. El problema está en cómo hacerlo y es ahí donde algunas mujeres cometen varios errores.

Acá te dejamos cinco datos útiles para mantener una vida sana a largo plazo y evitar caer en errores que sabotean:

  1. No admitir que la obesidad es una enfermedad crónica:

La obesidad es una enfermedad catalogada como crónica por la Organización Mundial de la Salud, por lo tanto debe ser tratada a largo plazo. Algunos de los errores más comunes incluyen no generar cambios permanentes en el estilo de vida o no consultar a un profesional de la salud. Muchas personas realizan un tratamiento y después lo dejan, con el riesgo de reganar el peso perdido.

Es importante generar hábitos alimentarios y de actividad física para no recaer en la enfermedad.

  1. Quítate la idea de “hacer dieta” y aprende a comer saludable:

Las dietas caseras creadas por las mismas personas sin un especialista en el tema, son un peligro. El estar saludable no significa comer únicamente verduras o proteínas para bajar de peso. Los cinco grupos de la pirámide alimenticia tienen que estar presentes en sus proporciones adecuadas (cereales, verduras, carbohidratos, lácteos y proteínas). Si bien podemos bajar de peso, no estaremos saludables. 

  1. Deporte todos los días una semana entera y la próxima nada, no sirve:

Una o dos veces a la semana o el únicamente hacer cardio, tampoco. Primero saber que sin actividad física no se llega a ningún lado. Es esencial crear una rutina semanal de un mínimo de media hora tres veces por semana de deporte. No solamente cardio, también hay que agregar un porcentaje de ejercicio de pesas para generar masa muscular y así acelerar el metabolismo. Un cuerpo con masa muscular no solo es más saludable, ¡también quema más calorías en reposo!

  1. Comer bien en la semana, pero salirse el fin de semana:

Este punto es esencial, pues cuando se lleva un estilo de alimentación saludable hay un equilibrio entre los nutrientes requeridos por el organismo,  las calorías consumidas para tener energía a diario. Sin embargo, si llega el fin de semana y comemos todo lo que nos limitamos en la semana, no se lograrán resultados. Se pueden dar gustos una vez a la semana, sí, pero siempre que sea de manera controlada y manteniendo la actividad física. Por ejemplo, una vez a la semana comer pizza en una de las comidas al día es distinto a desbandarse durante todo el fin de semana.

  1. Algunas comidas pueden ser engañosas:

Sé consciente de las calorías que estás consumiendo. Por ejemplo, muchas de las ensaladas preparadas que se compran en restaurantes traen aliños sumamente calóricos. Otro ejemplo son los jugos naturales. Imagina que una naranja promedio tiene 63 calorías, pero al llenar un vaso de jugo natural necesitas al menos cuatro, en total son 252 calorías (el cual no tiene los mismos nutrientes que contiene la fruta misma). No tengas miedo y escoge bien, controla y combina adecuadamente.