Más allá de los útiles y uniformes

0
94

El colegio ya comenzó y de seguro ya tendrás casi todo resuelto para que a tus hijos no les falte nada, pero hay un grupo de cosas que no figura en la lista de cosas pedidas por el colegio y que tu hijo o hija seguro necesitará para comenzar este año de la mejor manera.

El estuche misterioso

Entre una enorme lista de artículos de librería escondida entre cuadernos y lápices figura una palabra que todos conocemos, pero algo ambigua: “NECESER DE HIGIENE”.

Lo primero que pensamos es un cepillo de dientes, ya que se nos hace obvio que post almuerzo los niños deben lavárselos, pero al contrario de lo que uno cree la sugerencia es no llevar el cepillo propio, sino usar un segundo cepillo sólo para el colegio, ya que la mala manipulación, como dejarlo al costado del lavamanos para enjuagarse, lo deja más expuesto a bacterias que se puedan alojar en él y que luego llegan directo a la boca.

Ahora, si hablamos de niños más grandes, la sugerencia es elegir un cepillo con cobertura sobre las celdas y cambiarlo cada 3 meses sagradamente.

Lo siguiente en la lista de aseo dependerá de la edad. La pubertad es una etapa protagonista dentro del transcurso escolar, esta comienza entre los 8 y 13 años en las niñas, mientras que en los niños se presenta desde los 9 a los 15 años.

‘’Es un hito crucial para inculcar la higiene y el cuidado personal con el fin de evitar el mal olor causado por la sudoración y los cambios tanto hormonales como corporales. Por ello, es imprescindible incluir un desodorante, alcohol gel, toalla pequeña, colonia suave y en el caso de las niñas, toallas higiénicas como reserva.’’, sugiere Cecilia Morgan de Tiendas Maicao.

Uniforme interior

Lindos y ordenados se ven con sus uniformes nuevos, pero la pubertad no sólo significa considerar un neceser, también es un mundo lleno de cambios en pleno horario escolar: Sudor, olores y cambios hormonales hacen que debamos poner atención a la ropa interior y accesorios como el calzado.

Comenzado desde abajo, el pie de un niño puede sudar hasta 200 ml aproximadamente por día y aunque es difícil de creer el sudor es inoloro, el mal olor es causa de bacterias y humedad acumulada en las fibras y prendas que la rodean, por eso el primer tip es elegir calcetines de fibras naturales.

Patricio Riquelme, subgerente de marketing de Caffarena, recomienda utilizar calcetines de bambú, cobre, o de 100% algodón, pues “el primero reduce alergias y absorbe la humedad; el segundo es un excelente antimicrobiano y antibacterial; y el último tiene capacidad de absorción y suavidad, manteniendo los pies secos y saludables”.

Pero no hay que correr, el calcetín ideal es el primer paso, la mayor precaución está en la etiqueta del zapato, que por ley debe especificar los materiales de fabricación. “Se recomienda que el exterior sea 100% cuero y el interior con un 60% de algodón, un 40% de polyester o bien, 100% textil con acabado antibacterial.”, explica Diana Estay, Collection Manager categoría Escolar de Bata.

La Intimidad

No podemos cerrar esta nota si un dato imprescindible de ropa interior. A los 8 años las niñas podrían comenzar con el desarrollo de su botón mamario, lo que puede transformarse en todo un hito, ya que es este el minuto en que se recomienda comenzar a utilizar sostén.

Mi Primer sostén es el ejemplo de líneas que trabajan con diseños simples pensadas para ser usada bajo el uniforme, lo que le entregará seguridad y resguardará la intimidad de las escolares. “Hay algo de magia en el uso del primer sostén es un minuto anhelado por algunas niñas. Por esto, en Intime hemos creado una línea que no transgredan la inocencia infantil, pero que las ayude a vivir este proceso de cambios de la manera más íntima posible.’’, señala Marina Sandoval de Intime.

Anuncio